martes, 21 de octubre de 2014

MENTIRAS, EL MUSICAL


¿es ella mas que yo? ella ella... cuéntame que te dá que no te doy... ella..., ese hombre no se toca basta ya de tonterías..., una noche de copas, una noche loca... mi hombre era un monstruo de piedra... si reconoces estas frases de canciones quiere decir que como yo, disfrutaste una época que por ratos nos avergüenza por sus modas y aficiones, pero que marcó parte de nuestras vidas y a la que podemos regresar por un par de horas este fin de semana en el Teatro Galerias a través de la puesta en escena de: Mentiras, el Musical

Debo confesar que la primera vez que vi este musical fue medio por casualidad, nunca me han llamado la atención los musicales y mi experiencia con este tipo de obras no fue buena al inicio, así que de verdad creía que no era lo mío... pero fuí, la primera vez llegué tarde y me arrepentí, me quedé tan sorprendido de la obra que se ha convertido en el evento al que mas he ido en mi vida, ya de verdad no se cuantas veces la he visto de las que ha venido a Guadalajara y cada que tengo oportunidad la veo en el D.F.

Esta obra musical es completamente mexicana, estrenada en 2009 acaba de cumplir sus 2000 representaciones (evento al que debo confesar que también fui) y tiene la característica de que sus actores están en una rotación continua, haciendo que cada vez haya diferencias entre una puesta en escena y otra, ya que cada actor le imprime su propio sello a los personajes.


La trama gira en torno a un funeral en el que cuatro mujeres descubren que todas estuvieron involucradas sentimentalmente con el fallecido. En el funeral se encuentra la hermana del difunto, quien revela en el testamento que una de las mujeres en el funeral fue la responsable de su asesinato y todas ellas deben tratar de averiguar quién lo hizo, para que la culpable pueda ser enviada a prisión y las otras puedan recibir la herencia. Las cuatro mujeres comienzan a contar sus historias a través de canciones que nos llevan a todos a recordar los 80's mexicanos, aquellos con las ropas de colores extravagantes, las referencias a novelas que todos conocemos, a modas, revistas, y todo lo que evoque a aquella época que en Mexico era dominada por otras tendencias y así van desarrollando la trama poniéndole su voz a esas canciones que nos trasladan en el tiempo. 

De verdad vale la pena, en nuestra ciudad solo estarán viernes y sábado (24 y 25 de Octubre) con cuatro funciones en el Teatro Galerías, aun hay boletos en ticketmaster, vayan con sus amigos, amigas, familiares, tiene de todo esta obra musical y creo que se van a quedar con ganas de volverla a ver... 

domingo, 19 de octubre de 2014

CALIFORNIA'S





















El Cali... la verdad es un muy buen lugar para pasar el rato, ligar o estar con tu pareja... se publicita como "una cantina mexicana para hombres"

Es la adecuacion de una casa antigua de dos plantas a un bar que originalmente (como lo dice su publicidad) se habia enfocado a atraer el estereotipo del "gay macho", de bigote y sombrero.. aunque poco a poco fue cambiando desde la decoracion agregando muchos cuadros de diversas epocas (blanco y negro, oldies, new age, fotos, etc.. ) y la gente que asiste tambien ha cambiado ya que ahora va de todo practicamente.

Es muy frecuente utilizar esta cantina o bar como un pre a la noche, ir por una o dos chelas, esperar a que se reunan ahi los grupos de amigos y moverse a otro antro o bar a pasar el resto de la noche.

Tiene una planta baja extensa, con una barra larga que abarca todo el centro de la misma, con mesas (algo incomodas para mi gusto), un pasillo reducido y dos baños (uno a cada extremo de esta planta baja). Junto al baño de la parte sur del edificio comienza un pasillo que va hacia otra área del bar, que originalmente nació como la zona pop del bar, donde también se pone bien el ambiente aunque es mas pequeña que la parte principal. La parte alta es muy pequeña comparada con la planta baja, pero es mas comoda y un poco mas romantica ya que no hay tanta circulacion de gente, digamos que la planta baja es para verte con tus amigos y ligar y bailar y la planta alta para estar con tu pareja o amigos más comodamente...

La musica pues ahi si es muy muy versatil, te ponen videos de todo.. de repente te ponen a la D'Alessio, luego a alguno de los Fernandez, alguna banda o norteña y se pueden cambiar para ponerte Timbiriche, Daniela Romo, Juan Gabriel o hasta alocarse y ponerte musica ochentera en ingles, la realidad es que necesitas ir preparado a escuchar de todo, te hacen viajar a años infantiles o recordarte algun viejo amor o ponerte mas romantica la noche. No es un lugar para bailar, es para platicar, echar tragos y pasar el rato.

El servicio es realmente muy bueno, los meseros no son ningun estereotipo de niños guapos, por el contrario mantienen la imagen de "macho" pero son muy atentos y amables, de hecho puedes hacer llegar tus peticiones al DJ/VJ para que ponga tu video preferido con la plena seguridad de que lo va a tener...

Creo que es al bar que mas voy de la ciudad, no es lo maximo ni el ambiente es lo mas moderno... pero para pasar el rato esta muy bien. Las chelas preparadas con sal y limon (Rusas de Cerveza) realmente son muy agradables. Cualquier dia entre semana y domingo es muy agradable ya que no se llena a reventar pero los sabados por ahi de las 10:00PM ya se pone un poco apretado el lugar...

Esta ubicado en el cruce de las calles Pedro Moreno y 8 de Julio (Pedro Moreno #652). Abren de Lunes a Jueves de 18 a 3 hs, Viernes y Sabados de 17 a 5 hs y Domingos de 17 a 3 hs. aunque por experiencia son algo impuntuales a la hora de abrir y la barra la cierran media hora antes.

viernes, 17 de octubre de 2014

RELIGION


Desde que hay nuevo reinado en el Vaticano han surgido muchos rumores/comentarios sensacionalistas referentes a la homosexualidad y su "aceptación" en el seno de la Iglesia Católica. Desde comentarios donde se reconoce que hay un "lobby" gay dentro de esa institución hasta rumores mal infundados de aceptación de nuestras preferencias pasando obviamente por la condena y promesa de los fuegos eternos...

Debo confesar que si suena bien y prometedor cuando comienzan estos rumores, sobre todo porque hay mucha gente que cree al pie de la letra lo que dicen los "pastores" (literal) acerca de si deben a aceptar tal o cual modo de vida o de si esta bien tal o cual cosa, pero es triste que al final haya tantos "borregos" aceptando su palabra.

Y conste que tengo mis cuentas con las iglesias, en particular, como todo buen mexicano, con la Católica. Cuando niño me educaron en un colegio católico, la verdad fué medio difícil conciliar mis sentimientos con lo que me enseñaban, pero lamentablemente era buen alumno y aprendía mucho de las enseñanzas religiosas, y me gustaban. Poco a poco todas esas teorías fueron cambiando para mí, desmitificando muchas de esas enseñanzas. Como resultado no soy ahora practicante de ninguna religión, aunque mi familia (sobre todo mi Madre) sigue insistiendo, practicando y viendo como algo muy bueno el realizar los viajes a escuchar misa y todo eso.

A mí la religion institucional no me va, he leido muchas historias para conocer cuales son las creencias de otras regiones del mundo, qué es y como viven en religiones como los musulmanes, cristianos, budistas (que no es una religion per se), como eran anteriormente las creencias de pueblos antiguos como los romanos, egipcios, aztecas, mayas, etc... y la verdad tengo que decir que todas se parecen en las bases, en todas el comun denominador es el amor al prójimo y lamentablemente siempre terminan olvidándolo y dejándolo de lado por beneficios personales, puesto que al final las reglas de esas religiones institucionales son impuestas por humanos (no por seres divinos) que todos tenemos que respetar y que todos manejan a su antojo.

Así que despues de pasarme leyendo acerca de todo eso me volvi muy escéptico en esas instituciones y baste decir que muy rebelde respecto al tema de las religiones... pero solo de las institucionales, ya que sí creo que hay algo superior a nosotros (un ser divino o alguna fuerza creada por nosotros, no lo sé) pero si confío en que al menos si hay algo mas alla de nuestro mundo material, que existe el alma y que sí hay seres que cuidan y guían a cada uno de nosotros, no voy a ahondar hoy en este asunto, aun lo sigo asimilando...

Sigo apartado de las religiones y voy a seguir, y más cuando escucho las propuestas separatistas que muchos de los representantes de mas jerarquía de estas instituciones hacen directamente y me dá hasta coraje leer sus declaraciones en foros y escuchar noticias relacionadas con los sueldos que ganan, el dinero que recaudan para las iglesias, decir que los gays somos malos y vamos a ir al infierno, y que las mujeres no deben decidir sobre sus vidas y todo eso pero pues ahí falta mucho trabajo por hacer...

Por cierto: mientras sigan tratándonos como individuos de otra clase no nos queda de otra que leerlos para reirnos, a seguir fumándonos sus puntadas y darles el valor que realmente tienen.

miércoles, 15 de octubre de 2014

GO PURPLE


Este 16 de Octubre es el denominado “día del espíritu”, donde millones de personas en el mundo se visten de morado como muestra de apoyo a jóvenes Gays, Lesbianas, Bisexuales y Transgénero (LGBT) en contra del acoso y hostigamiento hacia ellos (Bullying). 

La GLAAD (Gay & Lesbian Alliance Against Defamation) encabeza el esfuerzo en Estados Unidos encaminado a procurar la participación de los medios de comunicación, celebridades, empresas, escuelas y comunidades, para las celebridades es una gran oportunidad de demostrarles a sus fans y a los televidentes su apoyo y al mismo tiempo defender los derechos de los jóvenes o quienes se sienten atacados.

Aunque ya existe el día Internacional Contra la Homofobia (17 de Mayo), se ha conmemorado este "Día del Espíritu" desde el 2010, cuando la estudiante de secundaria Britanny Mc Millan lo creó como muestra de apoyo para jóvenes LGBTy en contra del acoso y hostigamiento hacia ellos, con el apoyo de GLAAD la propuesta atrajo millones de maestros, empresas, agencias del gobierno, personalidades de la política y los medios de comunicación y celebridades, todo usando el color morado que representa el espíritu en la bandera del arcoíris LGBT.

Se unen en el Día del espíritu, dispuestos a mostrar con su apoyo de convocatoria a miles de jóvenes que sufren de acoso, burlas o bullying en las escuelas, comunidades o a veces hasta en sus propios hogares, para cada uno de ellos, el respeto, el amor a cada uno de ellos es vital.

Adicionalmente, se manifiesta en las redes sociales, donde los perfiles de Facebook y Twitter se pueden "vestir" de morado, colocando imágenes alusivas a este Spirit Day o incluso con pequeños "listones". Así que a vestir de morado, a unirse al intento de promover el amor, la tolerancia y el alto al acoso y hostigamiento hacia jóvenes LGBT.

Por cierto: no debe haber pretexto, hay mucha ropa con este color en el mercado, tiene unos años que incluso es moda en la ropa para hombre hasta en prendas para la oficina y así... 

lunes, 13 de octubre de 2014

RETOMANDO ANTIGUOS CAMINOS


Muchas veces es interesante cuando pierdes contacto con la gente y te vuelves a encontrar con ellos por azares del destino o simplemente vuelves a ver a personas que eran compañeros de escuela, amigos juveniles o infantiles con quienes tenías contacto solo telefónicamente o de manera electrónica

Últimamente me esta ocurriendo mucho esto, y me emociona.

Amigos con quienes me llevaba muy bien, con quienes compartí momentos muy agradables y otros no tanto, pero que al final se compartieron y salimos avantes de ellos.

Pero muchas cosas han cambiado, la persona a la que ellos conocieron se transformo, la oruga ahora tiene alas… y en esos casos mi dilema ha sido si es factible o recomendable integrarlos de nuevo en mi vida, comentarles lo que realmente ha sido de mi o seguir jugando con la ilusión de su amigo “buga” que conocían…

A CA tenia cerca de 5 años sin verlo, estuvimos juntos en la preparatoria, y tiempo después volvimos a encontrarnos en mi primer trabajo como profesionista, cuando nos conocimos yo lo acompañaba a sus relajos, bailes, amigas, etc., incluso le hacia “el paro” con alguna de las amigas de las chavas con las que el quería salir, en algún momento al final de la preparatoria le comente que yo “era bisexual”, lo tomo bien, pero cuando estuvimos trabajando juntos el decía que estaba feliz porque me veía con mi “novia” de aquel entonces (mi tapadera y uno de mis peores errores) y que le parecía bien que mi “bisexualidad” se hubiera convertido en algo temporal… jaja, si era temporal… ahora que lo encuentro de nuevo ya me ha comentado, que me ve diferente, tengo pensado en invitarlo a mi casa, a que conozca a mi pareja o al menos vea como vivo ahora, que sepa que realmente si era temporal mi bisexualidad, que ahora vivo realmente feliz…

Con CO es un caso diferente, estuvimos juntos en la facultad, siempre me vio con mucho respeto y me ha considerado un buen amigo, por esas cosas que tiene el destino nos dimos cuenta que su padre y mi abuelo trabajaron muchos años juntos, que compartíamos un pasado que no conocíamos y eso nos unió mucho mas como amigos, nuestros trabajos nos separaron mucho, el nunca se dio cuenta de si yo salía con hombres o mujeres, y nunca hacia preguntas de nada, a mi fue al primero que llamo cuando su padre falleció y siempre me ha buscado para contarme sus problemas o éxitos aunque sea telefónicamente, aun así, tengo también unos 3 años que no lo veo… me acaba de invitar a su boda (jamás creí que el se fuera a casar jaja), soy uno de sus principales invitados, me dice que mas que considerarme su amigo me considera un hermano… pero … no me conoce, no conoce aun lo que he vivido los últimos 7 años de mi vida, nunca le he platicado y siento que es el momento… que vea de que estoy hecho y que la imagen que va a ver de mi (feliz y confiado) tiene una razón de ser en como vivo ahora..

Y por ultimo, CR (casualmente los 3 comparten el mismo primer nombre... ) alguien con quien compartí la secundaria y parte de la preparatoria, un “amigo” errante que desde hace muchos años tuvo que cambiar de ciudad y que ahora regresa a vivir a GDL, y de nuevo, por esas cosas del destino… a solo 3 calles de la casa donde vivo ahora (a una calle de la secundaria que compartimos). Aunque mantuvimos el contacto no era tan frecuente, incluso en los últimos años solo fueron algunos correos electrónicos, no conozco mucho de el ni el conoce como me desenvolví yo… a CR le “tiraban” carrilla por ser el “afeminado” del grupo, y ahora que lo vi no se ve nada afeminado, no se que onda con el, pero quedé de verlo pronto, así que ahí veré de que esta hecho cuando le platique que el que le dio rienda a su lado femenino fui yo..

En fin, son cosas raras que tiene la vida, y a la vez oportunidades de conocer mas a la gente que me ha rodeado, lo curioso es que, a diferencia de cuando los frecuentaba, ahora no tengo ni tantita pena o miedo de su reacción hacia mi homosexualidad, al contrario, me siento orgulloso de, finalmente, haber dejado esas mascaras que me ponía en aquellos años.

Por cierto: esto me ocurrió precisamente este fin de semana con el día para Salir del Closet, me guardé muchos años esto con ellos y ahora es tan fácil decirles: les presento a mi esposo, y tan divertido ver sus caras cuando no saben que decir..

sábado, 11 de octubre de 2014

SALIR DEL CLOSET




Primero no entiendo por que le llaman estar en el clóset... sera porque guardas ahí todos tus gustos? Será porque a veces lo tienes desarreglado y lo cubres para que no se vea... ? o por que ahí guardas cosas muy valiosas? Anyway, ya estamos tan acostumbrados al termino que lo usamos para hablar de todo lo que uno "oculta" en las relaciones con los demás.

La mayoría de los homosexuales estamos ahí en alguna parte de nuestras vidas, otros tienen la suerte de ser abiertos desde pequeños por lo que nunca se encontraran en el dilema de abrirlo, algunos nunca movemos ni las cortinas, muchos seguimos parcialmente y otros en algun momento golpeamos la puerta tan fuerte que no hay forma de volverla a reparar para encerrarnos.

En Guadalajara es difícil dar este paso, sobre todo para los que vivimos en familias tradicionales/patriarcales/machistas/católicas que ven esto como un error en nuestras vidas y tratan de regresarnos al clóset a como de lugar o en su defecto optan por "cortar" a dicho miembro de esa familia olvidándose de el (o ella).

Hay muchas historias de terror que les han ocurrido a muchos cuando la han abierto, rechazo familiar, rechazo de amigos, pero de la mayoría de historias que he escuchado (y la mía propia) creo que es mas el miedo a abrirla que lo que realmente ocurre cuando por fin damos ese paso. Creo también que esta reacción se debe a varios factores que afectan el momento de salir del clóset:

- hacerlo por voluntad propia y no por error u omisión, bien preparad@ y consciente de lo que se va a decir,
- conocer bien a las personas a los que uno les explicara, no todos merecen una explicación y si los conocemos bien sabemos como pueden reaccionar,
- decirlo en un lugar cómodo donde puedan preguntarte todas las dudas e incluso reaccionar sin pena (llorar, abrazarte, enojarse, etc.)
- buscar el momento apropiado, no hacerlo por desquitarse o vengarse o hacer enojar a alguien, no en medio de una pelea, lo ideal es hacerlo cuando todo va bien
- estar preparados con un plan emergente si es que se vive en casa de los padres, tener a donde ir e incluso tener un soporte independiente en caso de que se necesite (un amigo, un familiar o incluso uno mismo ya con ingresos suficientes)
- hacerlo con poca gente a la vez, entre mas gente haya en frente de uno el sentimiento de inferioridad es mayor, y también si son muchos entre ellos se darán mas valor para decir que el que esta mal es uno..

... es muy feo que a uno lo descubran por mensajes, cartas, teléfonos, porque la vecina te vio besándote con el tipo, porque en plena borrachera te querías ligar a alguien delante de todos, o peor aun que tu misma familia o amigos en cuestión te cachen en plena demostración de tu orientación sexual, es mas efectivo decirlo uno mismo porque así se tiene el control de la situación y quienes no saben como reaccionar son los demás, manejar todo el ambiente, prevenir las reacciones y así se esta mas preparado para cualquier situación.

En fin, ya lo comentaba al inicio, depende de cada quien, abrir cortinas, puertas, cerrarla, tumbarla, lo importante es que cada quien decida y no se vea obligado a hacerlo, para que los efectos sean los que uno desea y así poder andar por estos territorios como a uno le plazca.

Imagen tomada de: www.soyritchie.com

Por cierto: sé que no es fácil, de verdad,  yo he sentido ese arrepentimiento a mitad de la plática y sé lo feo que se siente... pero pasa, ya después se reirán del momento

domingo, 15 de junio de 2014

PAPAS SOLTEROS



"Lo puto lo tenemos en las nalgas, no en el pensamiento…". Con estas palabras tan contundentes, que sirven para dejar en claro que la preferencia sexual de las personas homosexuales nada tiene que ver con su manera de educar a los hijos, comienza esta charla a propósito de un tema que no sólo se relaciona con las leyes, sino también con las actitudes.

Desde niño, poco después de que su madre falleciera —al padre biológico nunca lo conoció—, Luis Martín ha sido educado por un padre gay. La adopción, y lo cuenta muchos años después, se convirtió en un viaje transformador, un gesto de generosidad que al paso del tiempo ha marcado su vida. Hoy estudia diseño gráfico, pinta y dibuja todo lo que sale de su cabeza. “Con mis abuelos nunca habría podido tener una mejor calidad de vida, ni siquiera alcanzaba la comida para todos…”, recuerda este joven de cabello rizado, alto y de ojos negros.

Sentado junto a él, Miguel, su feliz padre adoptivo, tiene la conciencia tranquila, lo que ya es decir en un país donde al fin se ha aprobado en el DF y en algunas regiones muy pequeñas el matrimonio entre personas del mismo sexo. “Ser gay es algo que no se escoge, simplemente surge como un acto natural. La heterosexualidad de mi hijo jamás se ha visto afectada por vivir conmigo, incluso, tiene una novia tan guapa y maravillosa, que hasta me da envidia”.

El asunto de formar una familia sucedió de un modo inesperado. De pronto, hace más o menos un par de lustros, luego de cierta convivencia, ese muchacho que ahora divide sus horas entre la pintura, el dibujo y pasar un rato con la novia, le hizo a Miguel una pregunta que lo dejó atónito: “Yo no tengo papás, y tu no tienes hijos. ¿Por qué no me adoptas?”.

Luis Martín, que por aquel entonces era apenas un niño, llevado quizá por la necesidad de que alguien lo cuidara, todavía sin comprender los alcances de sus palabras, había hecho una trascendente elección. “Fue algo que me tomó por sorpresa. Yo siempre quise tener un hijo natural, pero por diversas razones mi paternidad había fracasado. Una carencia que sublimaba con largas jornadas de trabajo”, recuerda el papá.

Halagado por la propuesta del niño, con la emoción a flor de piel, Miguel consideró que podía ser, por qué no, la oportunidad de cumplir su sueño. Los abuelos no se opusieron a la adopción, y sólo unos años después, Luis Martín, en un ambiente que lo estimulaba por el camino de la literatura, empezó a citar de memoria poemas de Mario Benedetti y Carlos Pellicer, y expresar asombro con detalles tan cotidianos como ver a su padre rasurarse. “¿Cuál es el inconveniente de tener a un papá gay? En nuestra sociedad se sigue relacionando la homosexualidad con lo perverso, como si uno no fuera alguien sano, lejos de la posibilidad de ser un héroe. Seguimos arrastrando el concepto freudiano de la sexualidad”.

Luis Martín, cada vez más dueño de sí mismo, en tiempos en que se realizan reformas al código civil de la Ciudad de México, afirma que no comprende la resistencia de diversos sectores a la adopción por parte de matrimonios gay: “Soy un chico absolutamente normal. Sólo basta ir a los albergues del DIF para comprobar que hay cientos de niños que necesitan de una familia que les ayude. Para mí era doloroso que en la escuela los compañeros me llamaran despectivamente ‘el huérfano’. Eso sí me ponía muy mal. Yo me siento orgulloso de mi padre. Entre la comunidad gay hay gente sensible, son profesionales, no permitirles adoptar es una estupidez, un acto de discriminación”.

¿Y qué hay con la ausencia de la figura materna?, se le pregunta al padre, quien ha pedido cambiar los nombres de él y su hijo. “Es una cuestión de actitud, más que de una presencia femenina. No hace falta la mujer cuando el hombre cumple. Y existe el caso contrario, de muchísimas madres solteras que han logrado sobreponerse para educar a sus niños”.

Miguel afirma que la falta de apertura, entre otras la de la Iglesia, para evitar a toda costa que los matrimonios gay adopten, es sólo buscarle ruido al chicharrón. “La tendencia mundial es de mayor tolerancia a los grupos marginados, como el de los homosexuales, que es una forma natural de convivencia. Ni siquiera los amigos de mi hijo se muestran sorprendidos por el hecho de que yo sea gay. A los jóvenes no es algo que les inquiete, son los viejos quienes no aceptan que nuestra sociedad poco a poco ha ido cambiando. La gente tiene que tomar una posición frente al problema de esta doble moral”.

Tras ese largo tiempo de llevar una paternidad dormida, a Miguel la vida lo cambió de golpe aquella vez en que decidió convertirse en padre. “La educación de mi hijo me ha requerido como un ser integral. No niego que, en su momento, para él pudo resultar incómodo presentar a su papá y su novio, situación que lo puso en jaque, pero luego pasó a ser algo natural”.

Acostumbrado a ser un hombre al que le ha sobrado fuerza para luchar por los derechos de los homosexuales, muestra sus reservas respecto a la aprobación en el DF de los matrimonios gay.

“Está bien, se formalizó el matrimonio gay, un contrato que, incluso, ya ha caducado entre los heterosexuales”, se le oye decir sin emoción, con escaso triunfalismo, “pero el tema es más profundo, tiene que ver con la educación, porque cambiaremos las leyes, pero no necesariamente las actitudes. Desgraciadamente no se pueden transformar las conductas por decreto”.

De pronto, como una señal de que se anuncia la despedida, sonríe el padre y lo mismo su hijo, a quienes ya les queman las prisas por irse al cine y lo que venga después.

Escrito de Óscar Jiménez Manríquez
Tomado de Milenio